lunes, 25 de mayo de 2009

Asesinado por protestantes un seguidor del Celtic en Coleraine (Irlanda del Norte)

El pueblo de Coleraine se ha levantado con la macabra muerte de Kevin McDaid (en la imagen), que fue atacado en torno a las 21:30 del domingo (24 de mayo), tras los partidos del Celtic y Rangers (que ha ganado el campeonato en Escocia, tras tres años de dominio del Celtic).

Pese a ser equipos de la liga de fútbol escocesa, los hinchas católicos del norte de Irlanda apoyan masivamente al Celtic, que fue fundado en Glasgow por emigrantes irlandeses, y los protestantes al Rangers.

McDaid, padre de cuatro hijos, católico, de clase trabajadora, fue golpeado hasta la muerte delante de su hijo anoche, en la zona de Somerset (urbanización de mayoría católica). Otro hombre, Damien Flemming, sigue luchando por su vida tras el brutal ataque y está ingresado en el hospital en estado crítico.Una bufanda del Celtic quedó atada cerca de la escena de la muerte de McDaid (se puede observar en la imagen de abajo a la derecha).

Hasta 30 personas estuvieron involucrados en el incidente, de acuerdo con las palabras de John Dallat del SDLP.

"Esta es la segunda vez que este tipo de linchamiento popular se produce en Coleraine", dijo.

Dallat dijo: "Es necesario que estas organizaciones (paramilitares protestantes) al margen de la ley dejen que la gente de buena fe construyan la paz".

"Me parece que un número tan elevado de personas procedentes de una parte diferente de Coleraine (de la zona protestante, mayoritaria en dicho pueblo), estaban organizados y mi creencia es que fuerzas paramilitares están involucradas", dijo.

"De mis consultas de fuentes muy fidedignas en fechas tan recientes como el pasado viernes, estoy convencido de que la Asociación de Defensa del Ulster sigue estando organizada y sigue influyendo en los acontecimientos de Coleraine de manera significativa".

"Si bien se han realizado algunos cambios menores en el liderazgo, la organización está intacta, sigue siendo encabezada por las mismas personas que no tienen ninguna intención de reformarse y, fundamentalmente, son sectarios en su mentalidad", añadió Dallat.

Gregory Campbell del DUP dijo que ha habido un comportamiento antisocial "en el pasado" e hizo un llamamiento para que cualquiera que tenga información acuda a la policía.

Por otro lado, testigos comentaron que hubo un grupo de unas 70 personas que llegaron en coches y taxis, de ellos unos 20 fueron los agresores, y de entre ellos diez fueron los que hicieron el mayor daño.

Algunas personas dijeron que la PSNI había sido advertida una hora antes de que los lealistas estaban reunidos en un bar cercano, un residente dijo que solo enviaron un coche de policia, y que después del asesinato apareció un grupo de cuatro antidisturbios, y piensa que sabian lo que iba a pasar.

Actualización

Segun testigos, en el lugar una multitud de hasta 70 personas, muchos armados con armas de fabricación casera, llegaron a la zona en coches y taxis después del final de los partidos de la Premier League de Escocia en donde el Rangers ganó el título por delante del Celtic.

Atacaron una casa perteneciente a un amigo de McDaid antes de ir a por él. Se supone que McDaid salió de su casa para ayudar a otro hombre que estaba siendo atacado cuando fue asesinado.

Testigos presenciales dijeron que uno de los atacantes de McDaid le dió patadas y saltó sobre su cabeza cuando yacía moribundo en el suelo.

A esta hora (23:00) 11 personas están bajo custodia policial tras las primeras investigaciones del asesinato.

Reacciones:

Martin McGuinness, del SF, dijo que un "numeroso grupo de lealistas" eran responsables de la matanza y el ataque."Decidieron que era una buena idea para atacar a una zona católica", dijo.

"Estoy absolutamente consternado por esto y creo que es muy importante que la gente de la comunidad identifique a los responsables y coopere con la policía para llevar a los asesinos a la justicia."

Gregory Campbell, del DUP (unionistas), también condenó el asesinato y pidió colaboración ciudadana con la policía."Tiene que haber una condena total de este asesinato como lo haría para los demás asesinatos, no importa cuándo o dónde se producen o quiénes fueron las víctimas" dijo.

John Dallat, del SDLP, dijo: "Es necesario que estas organizaciones (paramilitares protestantes) al margen de la ley dejen que la gente de buena fe construyan la paz", y condenó el asesinato en nombre de su partido.

Ryan, de 22 años, hijo del asesinado, describió hoy a la gente que mató a su padre como "matones" y "animales" y añadió que espera que sean llevados ante la justicia.

"Mi padre era un hombre conocido. Nunca hizo ningún daño a nadie."

"Mi madre fué atacada también. Ella está mal herida y tiene cortes en la cabeza. Las personas que hicieron esto son matones y animales.” Espero que se capturen".

Billy Leonard, concejal del Sinn Féin, dijo que el ataque contra McDaid, se basa en "el odio sectario en bruto" y alegó que eran responsables los lealistas. "Este es un incidente totalmente devastador, pero lamentablemente tengo que decir que me han advertido que los lealistas se cobrarían una vida en Coleraine."

Alan Johnston, de la Iglesia Presbiteriana Hazelbank, dijo: "Estamos realmente sorprendidos y consternados por la noticia".

"Condenamos el asesinato y la violencia de cualquier tipo. No pertenecen a la sociedad en la que queremos vivir".

Tomado de: El Norte de Irlanda