lunes, 19 de septiembre de 2022

La Green Brigade y tres momentos de reivindicación histórica

El conflicto norirlandés, las Brigadas Internacionales y el repudio a la Corona Británica fueron avivados en las gradas por la afición del Celtic.


Por Camilo Rueda Navarro

La afición del Celtic de Glasgow, y en particular la barra Green Brigade, han estado figurando en medios deportivos y en las redes sociales el último mes, remarcando su identidad política.

Primero fue en el clásico de la ciudad, el célebre Old Firm ante el Rangers. En esta ocasión, la agrupación exhibió un mosaico que evoca el conflicto norirlandés: un niño con máscara antigas y una bomba molotov, originada en una fotografía captada en la Batalla del Bogside de 1969.

La imagen original se produjo en medio de revueltas entre residentes católicos del barrio Bogside, en Derry, y la policía. Los disturbios se prolongaron por tres días y causaron varios muertos y centenares de heridos. La llamada Batalla del Bogside agudizó el conflicto entre nacionalistas republicanos y unionistas probritánicos.

La foto del niño se volvió un ícono de Bogside y años después fue recreada en uno de los murales de Derry, un sector identificado con el nacionalismo irlandés. Este 4 de septiembre fue revivida en una bandera desplegada por la Green Brigade, barra del Celtic, acompañada por el eslogan “Today we dare to win” (Hoy nos atrevemos a ganar).

Que viva la República

En el partido siguiente, las banderas del Celtic volvieron a recorrer los pantallazos y registros fotográficos. Esta vez ante el Real Madrid, en partido por la Liga de Campeones de Europa. Entre el verde y blanco del Celtic, ondeó la bandera de las Brigadas Internacionales, que reunieron a combatientes de múltiples nacionalidades que se vincularon al bando republicano en la Guerra Civil Española (1936-1939).

Para luchar contra el franquismo, miles de voluntarios de todo el mundo se vincularon a las brigadas, entre ellos británicos e irlandeses, cuyo legado es motivo de honores, como este del Celtic.

¡Aplaude!

La hinchada del Celtic siguió dando de qué hablar tras la muerte de la reina británica Isabel II. En otro partido de la Liga de Campeones, y tras la muerte de la monarca, exhibió una bandera con la frase “Fuck the Crown” (Que se joda la Corona).

Mientras que la UEFA abrió un proceso contra el Celtic por esta pancarta, la Liga Escocesa optó por cambiar el tradicional minuto de silencio por uno de aplausos en el partido de este club ante el St. Mirren. Con esta medida se buscaba neutralizar un eventual abucheo de la parcial verde.


Sin embargo, se produjo un nuevo saboteo al tributo real, pues la afición del Celtic desplegó una nueva pancarta que decía “If you hate the royal family, clap your hands” (Si odias a la familia real, aplaude), a la vez que entonaba cantos con este mismo llamado, haciendo una ingeniosa burla de quienes se sumaron a los aplausos por la fallecida monarca.

Si bien el Celtic tiene su sede en territorio escocés, su origen está fuertemente entrelazado con la migración irlandesa del siglo XIX, identificada con el catolicismo y el republicanismo antimonárquico.

martes, 13 de septiembre de 2022

Raí llama a votar por Lula

El exjugador brasilero invita a votar por la candidatura del Partido de los Trabajadores en la primera vuelta de las elecciones presidenciales.


Raí, astro del fútbol brasilero, expresó su apoyo al expresidente Luiz Inácio Lula da Silva en las elecciones presidenciales de octubre próximo. El exfutbolista, cuyo juego se destacó en las décadas de 1980 y 1990, publicó un video en sus redes sociales declarando su apoyo.

“Yo voto por Lula porque amo la vida, porque respeto la vida. Porque respeto todos los colores. Voto por Lula porque soy antirracista y antifascista. Voto por Lula para que ganemos todos en la primera vuelta”, dijo. (Ver video)


Además, el ídolo paulista invitó a los candidatos Ciro Gomes y Simone Tebet, y a sus electores, a apoyar la candidatura de Lula. “Ciro, Tebet, vengan con nosotros, sin miedo a ser felices. Vengan a colaborar, a reconstruir, del lado correcto y en el momento adecuado”, afirmó.

Esta no es la primera vez que el exjugador expresa su posición política. En julio del 2021, en una entrevista con la revista francesa L'Humanité Dimanche, dijo que Brasil enfrentaba dos plagas: la del Covid y la del presidente Jair Bolsonaro, en rechazo al ahora aspirante a la reelección.

Raí nació en 1965 en Sao Paulo y jugó para varios clubes del fútbol brasilero. También defendió la camiseta del París Saint-Germain francés y de la selección brasilera. Con ésta llegó a ganar la Copa Mundial de 1994. 

lunes, 18 de julio de 2022

El fútbol ruso: en el vacío y sin aficionados

Ha comenzado el campeonato de fútbol ruso más inusual y al mismo tiempo más triste.


Por Kirill Shulika

Sovetsky Sport*

Hasta el momento, pocas personas son conscientes de lo que sucederá con el fútbol ruso en su total aislamiento. Además, tanto del mundo como de sus propios hinchas. No puedes influir mucho, pero puedes salvar el espectáculo, el entretenimiento y crear un lugar donde la gente vaya en momentos difíciles por emociones positivas. Pero por ahora solo queda el deseo de los funcionarios de no mostrar a nadie lo que sucede en los estadios.

Larga prohibición del fútbol ruso

Es simbólico que el día del primer partido de la nueva temporada de la Liga Premier de Rusia (RPL) se diera a conocer la decisión del Tribunal de Arbitraje Deportivo (CAS), que conservó la prohibición mundial de nuestro fútbol, ​​tanto a nivel de clubes como a nivel de selecciones. Es decir, ahora no quedan mecanismos reales para volver rápidamente a la familia del fútbol.

Los jueces de arbitraje deportivo en su comunicado se centraron en la seguridad de los participantes en la competición, al tiempo que subrayaron que no existe una responsabilidad colectiva por lo que está pasando con los jugadores.

Sin embargo, la cuestión de la seguridad se resuelve de forma bastante sencilla. Los clubes y equipos nacionales de Bielorrusia juegan en campos neutrales y sin espectadores. Así que es más que un problema de seguridad. La participación de clubes y equipos rusos en torneos internacionales podría poner en peligro el principio deportivo. El hecho es que pocas personas están listas para jugar con equipos rusos. Ya en marzo, nuestros potenciales rivales antes de los play-offs, que decidían el destino de los últimos viajes europeos al Mundial, es decir, los polacos, checos y suecos, anunciaron que no jugarían con la selección rusa que tuvo que renunciar a sus ambiciones de participar en el principal evento futbolístico durante cuatro años.

Después de 2014, las selecciones y clubes nacionales de Rusia y Ucrania simplemente se separaron según la parrilla y solo pudieron enfrentarse en los playoffs. Hay tales ejemplos que no están en el espacio postsoviético, por ejemplo, Serbia y Kosovo se están separando. Pero ahora, ¿con quién acomodar el equipo ruso? De hecho, de los países de la Unión Europea, muy probablemente, solo Hungría podría jugar con nuestros equipos, así como Serbia, Turquía y parte de los países postsoviéticos. Tome la Liga de las Naciones, donde los rivales de Rusia podrían ser Israel, Islandia y Albania. Probablemente, habría jugado dos partidos con Israel, y luego los pupilos de Valery Karpin tendrían 12 puntos debido a las derrotas técnicas de sus oponentes. Teóricamente, de esta manera generalmente puedes convertirte en campeón mundial, pero, además, ¿quién necesita ese fútbol, ​​incluso en Rusia? La FIFA y la UEFA simplemente no tienen mecanismos para obligar a alguien a jugar, esto es un asunto puramente voluntario. Por lo tanto, la participación de la selección rusa en torneos internacionales violaría el mismo principio deportivo, donde el ganador no es el que menos juega, debido a las victorias técnicas, sino el más fuerte.

Por supuesto, todo esto afecta la reputación del fútbol ruso y, como resultado, la calidad de los jugadores extranjeros atraídos por los clubes. Además, tras la eliminación de los torneos internacionales y la difícil situación económica, habrá menos dinero en el fútbol ruso. Pero lo principal ni siquiera es eso, sino la incertidumbre. Si todas las prohibiciones por dopaje tuvieran un límite de tiempo establecido, entonces se podrían hacer planes, pero ahora ni una sola persona en el mundo sabe cuándo los rivales de los países de la UE querrán jugar contra los equipos rusos. E incluso cuando esto suceda de repente, seguro que todo comenzará con partidos en campos neutrales y sin aficionados. Especialmente si será posible volar a Rusia solo con una escala en Estambul o Belgrado.

Espera "brasileños de playa"

Es con el aislamiento ni siquiera del fútbol, ​​sino de Rusia en su conjunto, que está relacionada la decisión de la FIFA sobre los legionarios, que pueden rescindir contratos sin penalizaciones. Por supuesto, esto en cierta medida socava el sistema de acuerdos entre clubes y jugadores, pero nuevamente surge el tema de la protección de los derechos de los atletas. ¿Cómo pueden reunirse con sus familias si Rusia tiene conexiones aéreas solo con algunos países?

Pero no todo va bien con el tráfico aéreo dentro de Rusia. Tres equipos de la RPL viajarán a los partidos fuera de casa en tren o en autobús. "Antorcha" de Voronezh fue a Krasnodar, donde el aeropuerto tampoco funciona, en autobús con pernoctación en Rostov-on-Don, y "Rostov" vino en tren a Moscú para jugar con "Dynamo" y permanecerá en él para prepararse para "Lokomotiv" . No es de extrañar que Voronezh y Rostov se hayan convertido en unos de los clubes rusos más modestos en cuanto a número de legionarios.

Al mismo tiempo, es bastante obvio que no hay suficientes jugadores para 16 clubes de la RPL en Rusia. Esto quiere decir que tendremos que llevar legionarios que estén listos para acudir a nosotros, prácticamente sin regateo. Por ejemplo, Krasnodar se llevó al serbio Mihailo Banyac del club TSC Bačka Topola por 1,6 millones de euros. El mejor goleador del campeonato ruso, Hamid Agalarov, a modo de comparación, se fue de Ufa a Akhmat por 1,5 millones de euros y otra mitad del costo de una futura venta.

Los futbolistas en Rusia también tendrán que reducir sus expectativas salariales. Teniendo en cuenta el hecho de que ahora es difícil para ellos conseguir un trabajo incluso en Turquía. Por eso Artem Dziuba y Magomed Ozdoev, que dejaron el Zenit, ahora están sin trabajo. Además, a nadie sorprenderá que el primero acabe en la Primera Liga (FNL) en el Rubin y el segundo en los Urales con sueldos muy inferiores a los de los jugadores del antiguo club.

Otro problema señalado por los agentes fue la dificultad para pagar las transferencias debido al virtual aislamiento del sistema bancario ruso. Esto efectivamente corta el mercado europeo y los reclutadores ahora están mirando a América Latina, África, Serbia, Turquía y Medio Oriente. Por tanto, quienes en los años 90 no encontraban a los “brasileños de playa” en casi todos los clubes, Mukunka y Ogunsanya en el Spartak, podrán disfrutarlos ya, al parecer, a partir de la temporada que arrancó.

En este sentido, fue bastante extraño escuchar ideas sobre expandir la RPL a 18 equipos. Probablemente tenía sentido hablar de la reducción de equipos para aumentar la competencia y, en consecuencia, el entretenimiento. De lo contrario, Zenit ya puede ser felicitado por el campeonato, porque puede mantener con sueldos no a la playa, sino a los mejores brasileños con la experiencia de la selección, que necesitarán jugar con seis equipos, el equipo de San Petersburgo será capaz de hacer frente al resto sin ellos.

Ventilador, ¡vamos!

Debido al aislamiento se ha desarrollado una situación bastante triste no solo en el fútbol, ​​sino en casi todos los ámbitos. Y en ellos el Estado realmente está tratando de asegurarse de que las molestias de los ciudadanos sean mínimas. Por ejemplo, se permiten las importaciones paralelas de una serie de productos y ya se proyectan en los cines copias piratas de películas de Hollywood. En general, para los cines, este tipo de proyecciones son una cuestión de supervivencia. Que al menos algún tipo de película, incluso con el doblaje del legendario hombre con una pinza en la nariz, sea mejor que nada.

Y si los cines pueden atraer espectadores gracias al alivio del Gobierno, los clubes de fútbol, ​​por el contrario, se han encontrado en una situación en la que el Estado bloquea los estadios para los fanáticos.

La Fan-ID se introdujo en el estadio de Rostov desde la primera ronda y, según el entrenador en jefe Valery Karpin, si normalmente se vendían entre 6 y 8 mil boletos de temporada al comienzo de la temporada, este año solo se vendieron mil.

En la primera ronda, jugaron en estadios donde aún no se requiere la identificación de los fanáticos, pero solo dos arenas tenían más de 10 mil espectadores: en Dynamo y en Krasnodar. CSKA no vende entradas para el sector de aficionados en absoluto, y Lokomotiv ha cubierto los asientos para aficionados activos con una pancarta.

Pero puedo compartir mis impresiones de ver el partido en el Parque Petrovsky. Cuando el Dynamo jugó con el Rostov, por primera vez en mi vida escuché claramente lo que el árbitro les decía a los jugadores, porque estaba muy tranquilo sin un sector lleno de fanáticos.

Y por cierto, esto no es solo una cuestión de fútbol. Aficionados jóvenes y candentes acudían al estadio para descargar su energía y emociones. ¿Adónde deberían ir después de la introducción de fan-ID? Dado el hecho de que ahora es posible predecir un aumento de la delincuencia debido a la recesión económica, esta pregunta se vuelve bastante relevante.

Además de reducir el número de aficionados, los clubes también perderán porque el Estado no puede permitir la venta de cerveza en los estadios. Incluso con fan-ID. Algunos expresan temores de que los fanáticos comiencen a golpearse entre sí. Al mismo tiempo, se emite una “identificación de aficionado” a Roman Shirokov, quien fue condenado por golpear a un árbitro y recientemente descalificado por la Federación de Fútbol de Moscú por insultar a los árbitros en un torneo juvenil en el que jugaba su hijo. Por cierto, en ninguno de los dos partidos se vendió cerveza.

*Publicado originalmente en ruso. Traducción de David Moreno.



sábado, 5 de marzo de 2022

Jugador turco se niega a vestir camiseta de apoyo a Ucrania

El futbolista Aykut Demir, del Erzurumsport de la segunda división turca, fue el único miembro de su equipo que no quiso lucir una prenda alusiva a la confrontación ruso-ucraniana. “Quiero el mismo trato para otros conflictos”, explicó.

 


Aykut Demir, capitán del Erzurumspor, equipo de la segunda división de Turquía, cuestionó las expresiones de apoyo que desde el mundo del fútbol se vienen dando hacia Ucrania, al abstenerse de vestir una camiseta alusiva al tema.

“Sólo les duele Europa. Miles de personas mueren todos los días en Medio Oriente. Aquellos que ignoran la persecución allí son los que hacen estas cosas cuando se trata de Europa” dijo al medio turco Fanatik.

“No me sentí cómodo usando la camiseta porque no se usa cuando se trata de otros países. Si lo hiciera, mi conciencia no estaría tranquila. También me entristece que haya guerra en cualquier parte del mundo. Comparto el dolor de personas inocentes sea donde sea. Estoy en contra de la guerra en Ucrania pero quiero el mismo trato para otros conflictos”, agregó.

Mientras las autoridades del fútbol vienen tomando partido por Ucrania ante el conflicto con Rusia, algunos usuarios de redes sociales aplaudieron el gesto de Demir por develar el doble rasero de esta postura, considerada como hipócrita.

Luego de que el gobierno ruso invadiera territorio ucraniano, la FIFA y la UEFA desafiliaron indefinidamente al fútbol ruso y lo excluyeron de toda competición oficial, incluyendo la Copa Mundial Catar 2022. La medida se hace extensiva a todas las ramas, categorías y clubes.

Ligas como la española e inglesa han incorporado a sus transmisiones algunos mensajes como “No a la guerra” o los colores azul y amarillo de la bandera ucraniana. Sin embargo, aficionados cuestionan esta postura, pues la misma FIFA ha prohibido que jugadores, hinchas o cualquier entidad afiliada emita mensajes políticos. En el pasado, jugadores han sido sancionados, por ejemplo, por expresar apoyo al pueblo palestino.

domingo, 5 de diciembre de 2021

El prontuario de Eduardo Dávila, presidente del Unión Magdalena

Narcotráfico, homicidio y ahora el polémico ascenso en el FPC: los escándalos del dueño de Unión Magdalena.


Redacción Marca Claro

Este sábado 4 de diciembre fue un día oscuro para el fútbol profesional colombiano por cuenta de Unión Magdalena y un polémico ascenso que consiguió ante Llaneros en la última fecha del cuadrangular. Un escándalo de tantos en el fútbol colombiano, que además también ponen bajo la lupa (otra vez) al controvertido dueño del Unión Magdalena: Eduardo Dávila.

Dávila es un hombre con mucha historia en Santa Marta y los municipios del Magdalena, empezó como un empresario de alta influencia en la zona bananera de la región y posteriormente adquirió otras empresas, además del equipo de fútbol Unión Magdalena donde ha sido presidente y ha ocupado varios cargos administrativos, pero realmente es el dueño desde los años 80's junto a su familia.

Acusado de dos asesinatos

La justicia colombiana determinó en enero de 2007 que Eduardo Dávila asesinó a su esposa Carmen Vergara Díaz por medio de unos sicarios que la interceptaron en una vía que une a Santa Marta con el sector del Rodadero.

Vergara manejaba las finanzas de María del Pilar Espinosa, viuda de su exsocio Jorge Gnecco Cerchar y más adelante Dávila sostuvo una relación con Espinosa, al parecer para obtener parte de su fortuna.

Otro asesinato puso bajo la lupa al polémico directivo. En abril de este año fue acusado por el asesinato de Javier Alfredo Cotes Laurens, juez que lo condenó por narcotráfico en los años 90. Hasta ahora no se ha determinado su culpabilidad, puesto que está pagando condena por el asesinato de su esposa mientras familiares y allegados siguen al pie de sus negocios en el fútbol y fuera de él.

Narcotráfico y paramilitarismo

Desde los años 70, Eduardo Dávila y su familia han estado inmersos en numerosos negocios de la región y con la posesión de varias tierras en la zona bananera y cerca a la Sierra Nevada. Siempre hubo rumores sobre la siembra de coca y marihuana en sus propiedades hasta que en 1993 fue hallado culpable y posteriormente condenado a 10 años de prisión por narcotráfico.

Después de que le encontraran varios nexos con paramilitares, Dávila tuvo extinción de dominio en numerosas propiedades durante el año 1997 y en 2003 perdió el 25% de las acciones del Unión Magdalena a manos de la justicia.

Polémico directivo

Eduardo Dávila posee al Unión Magdalena desde los años 80 y es reconocido por darle oportunidades a varios jugadores como el papá de Radamel Falcao y Carlos 'El Pibe' Valderrama. Sin embargo, con el correr del tiempo el club fue perdiendo peso deportivo a causa de los problemas legales y económicos de la familia Dávila.

Siempre han sido dueños del club y los hinchas los acusan de la profunda crisis que los tiene sumidos en el descenso durante casi todo el siglo XXI con fugaces pasos intrascendentes por la máxima categoría. Incluso lo acusan de perder a propósito para no ascender y así recibir gran dinero de TV sin invertir en un equipo de categoría para la Liga; además de vetos de jugadores.

Ahora lo salpica el escándalo de un posible amaño de partido este sábado 4 de diciembre en Villavicencio luego que su equipo remontara un partido con goles en el minuto 95 y 96 donde los defensores de Llaneros ni siquiera se movieron para defender el esférico ni evitar el avance rival. La prensa y los hinchas del FPC han expresado total indignación y el nombre de Eduardo Dávila es inevitable por su evidente pasado de delitos y controversias dentro y fuera del fútbol.