viernes, 19 de junio de 2015

En la Copa América también hay lugar para la memoria

En el Estadio Nacional de Santiago de Chile hay un sector que se mantiene intacto desde 1973 y estará vacío durante la copa en memoria de los desaparecidos por la dictadura de Pinochet


Por Oficina de Prensa 
Marcha Patriótica

El principal escenario de la Copa América Chile 2015, el Estadio Nacional de Santiago, preserva un espacio de una de sus tribunas en memoria y homenaje a los desaparecidos de la dictadura militar de Augusto Pinochet.

La iniciativa pretende rememorar y dar tributo a los cientos de detenidos que pasaron por allí luego del golpe militar que el 11 de septiembre de 1973 derrocó al gobierno constitucional de Salvador Allende, primer mandatario socialista en llegar al gobierno nacional del país austral.


La presidencia de Allende, líder de la Unidad Popular, se constituía en una de las primeras experiencias de implementar reformas estructurales a favor del pueblo desde una plataforma electoral de convergencia.

Sin embargo, sectores fascistas alentados por Estados Unidos ejecutaron un golpe de Estado en cabeza de Pinochet, golpe que instauró una dictadura que se prolongó entre 1973 y 1989 con un saldo lamentable de víctimas.

Entre septiembre y noviembre del 73, el Estadio Nacional fue uno de los principales lugares de detención de presos políticos. Testimonios de sobrevivientes indican que allí mismo se torturaba y en ocasiones se fusilaba a algunos de los detenidos que pasaron por él. Otros recuperaron su libertad y varios más fueron finalmente desaparecidos.


Las autoridades chilenas dispusieron que un sector del estadio permaneciera tal y como era en 1973 con el propósito de preservar la memoria. Tiene aún los tablones de madera que se usaban en ese momento y está aislado del resto de una remodelada tribuna. “Un pueblo sin memoria es un pueblo sin futuro”, es la leyenda que se lee en varios lugares de este rincón del corazón de fútbol chileno como homenaje a las víctimas.

El Estadio Nacional tiene capacidad para 48.000 espectadores. Allí juega habitualmente la selección nacional, así como el club Universidad de Chile. En ocasiones es usado por otros equipos del país y en él se jugará la final de la Copa América.